Descartan daño estructural en puente tras caída de material

113
La mañana de este martes, poco después de las 9:00 Hrs. se recibió el reporte de que debajo del paso a desnivel de Avenida Barragán y Almazán, a la altura de la Colonia Anáhuac, habían caído unos pedazos de concreto sobre el retorno.

Respecto al reporte de desprendimientos de partes en el puente de las Avenidas Manuel Barragán y Almazán, el Gobierno de la Ciudad de San Nicolás da a conocer que a través de la Secretaría de Obras Públicas se ordenó realizar una inspección para obtener un dictamen de los daños en la zona y determinar los riesgos en caso de que éstos existan para ver la respectiva remediación de los mismos.

La mañana de este martes, poco después de las 9:00 Hrs. se recibió el reporte de que debajo del paso a desnivel de Avenida Barragán y Almazán, a la altura de la Colonia Anáhuac, habían caído unos pedazos de concreto sobre el retorno.

De inmediato la Dirección de Protección Civil y Bomberos de San Nicolás acudió al lugar para acordonar el área y descartar daños para peatones o vehículos.

Posteriormente, la Secretaría de Obras Públicas envió al sitio a un par de representantes de una constructora consultora externa, y les solicitó que realizaran una inspección para determinar el riesgo en caso de que existiera.

Después de recorrer junto a elementos de Protección Civil de San Nicolás el área, los ingenieros determinaron que el desprendimiento era exclusivamente parte del recubrimiento inferior del puente y descartaron tajantemente que exista daño estructural en el mismo.

Señalaron que la acción más urgente ya se estaba realizando, la cual consistía en retirar parte del recubrimiento que, en una inspección visual, aparentaba también estar en riesgo de caer.

Personal de Protección Civil colocó una escalera telescópica y utilizando una pértiga, golpeó las áreas aledañas a donde esta mañana se desprendió parte del recubrimiento y derribó algunas partes de concreto que no permanecía bien adherido a la estructura del puente.

Uno de los expertos indicó que se requerirá realizar un estudio a fondo de todo el recubrimiento de la estructura para descartar nuevas caídas de material.

Trascendió que el puente tiene más de 46 años de haber sido construido y que hace poco más de tres años se realizaron trabajos de mantenimiento por parte del Municipio (sin embargo, el material que cayó esta ocasión no fue del que se cambió en esa ocasión).

Poco después de la 13:30 Horas el tráfico fue reabierta la circulación debajo del puente, una vez que Protección Civil y los representantes de la empresa consultora determinaron que no existía riesgo para vehículos y peatones.